Nacionales

Sin cláusula gatillo, el Gobierno prepara la paritaria nacional docente

Este miércoles se definió abrir la discusión de las paritarias nacionales docentes. Así lo acordaron el presidente Alberto Fernández junto a su ministro de Educación, Nicolás Trotta, los funcionarios hablaron de armar “una mesa de negociación amplia”.

Días atrás, Trotta ya había asegurado que el Frente de Todos trabaja para “instrumentar, a mediados de este mes, la convocatoria a una paritaria nacional docente“, luego de que la gestión de Mauricio Macri interrumpiera la negociación salarial para ponerle techo.

Este miércoles se definió abrir la discusión de las paritarias nacionales docentes. Así lo acordaron el presidente Alberto Fernández junto a su ministro de Educación, Nicolás Trotta, los funcionarios hablaron de armar “una mesa de negociación amplia”.

Días atrás, Trotta ya había asegurado que el Frente de Todos trabaja para “instrumentar, a mediados de este mes, la convocatoria a una paritaria nacional docente“, luego de que la gestión de Mauricio Macri interrumpiera la negociación salarial para ponerle techo.

Finalmente, las autoridades nacionales acordaron que la convocatoria a los docentes de todo el país para la negociación paritaria será el próximo 20 de enero. La fecha fue elegida tras la reunión que mantuvieron el ministro de Educación y Santiago Cafiero con los dirigentes Roberto Baradel, Eduardo López y Hugo Yasky.

Asimismo, luego de la conversación entre el Presidente y Trotta, el Gobierno anticipó dos cuestiones claves, por un lado, el nuevo acuerdo salarial de los docentes no contemplará una cláusula gatillo, y, por otra parte, no habrá un bono especial tal como el que se les adjudicó a los trabajadores del sector público y privado.

Según comentó una fuente cercana al oficialismo a Infobae, “hay una muy buena predisposición de los gremios docentes con el Gobierno por el esfuerzo que se está haciendo y una comprensión de la situación fiscal dramática que vive la Argentina”.

De este modo, el FdT se aleja de la táctica del Macrismo en relación a los salarios docentes, pero también -teniendo en cuenta la crisis en la que está sumergida el país- pone sus limitaciones a la negociación salarial de los maestros y evalúa establecer una suma fija de aumento que tomará como referencia una inflación proyectada del 9% para el primer trimestre y del 6% para el segundo trimestre. Por lo tanto, el incremento promedio del sueldo de los profesionales de la educación sería del orden del 15%.

Show More

Related Articles

Close